Desde su primer día, camionetas blindadas de Brinks, que es la empresa líder a nivel mundial para transportar valores, empezó a trasladar desde el Banco Central Boliviano, hacia los aeropuertos, miles de kilos de oro y dólares en efectivo.

Todo por órdenes de la usurpadora Jeanine Añez, Camacho y Meza, que ante las pérdidas que les causaron las expropiaciones, ahora están literalmente robando el dinero del pueblo boliviano. Y que muy seguramente irán a parar también a las arcas de Estados Unidos para la compra de armas, y así poder seguir reprimiendo al pueblo boliviano.





El pueblo debe cerrar y clausurar el Banco Central Boliviano, así como ya lo hizo tomando la refinería, pero no solo eso, también deben tomar los aeropuertos, para parar la operación del Golpe de Estado y del Gobierno Usurpador de Facto.

Aquí el video: